El PSOE de Pozoblanco dio ayer un paso más en su necesidad por recomponerse tras los últimos acontecimientos vividos. Aunque en un principio se indicó que el candidato para las municipales se conocería antes que la nueva ejecutiva local, lo cierto es que los tiempos se han invertido y en la noche de ayer se conocieron los nombres del órgano del partido. Un partido cuyo secretario general es desde ese momento Francisco Ranchal que recibió el 94 por ciento de los votos de los militantes que acudieron a la cita (53 de los 140 que tiene el partido) consiguiendo el voto afirmativo de cincuenta de los mismos. Finalmente, la lista encabezada por Ranchal fue la única presentada a la asamblea.

Junto a Francisco Ranchal aparecen rostros y nombres más que conocidos de un PSOE que ha vuelto a mirar a su pasado apoyándose en Francisco López como presidente de la ejecutiva, Auxiliadora Pozuelo como vicesecretaria general, Miguel Ángel Urbano como secretario de Organización, Manuel Llergo haciéndose cargo de la secretaria de Política Municipal e Institucional o Sandra González en la de Igualdad y Bienestar Social. Es decir, vuelven a escena casi todos los que en su día fueron concejales del Ayuntamiento de Pozoblanco. También aparecen en esa ejecutiva los actuales concejales del PSOE en el  Consistorio, Juan Bautista Carpio, María José Espejo y César Bravo.

El nuevo secretario general indicó tras su proclamación que se ha intentado aunar “incorporación de la mujer, juventud y experiencia” e indicó que “se empezará a trabajar de inmediato la próxima candidatura para las elecciones municipales de mayo”, una candidatura que estaría confeccionada en dos semanas, según avanzó sin entrar a detallar si esa lista se asemejará mucho a la presentada en la noche de ayer. Ranchal asumió como retos más inmediatos el de “recuperar la ilusión que el PSOE ha transmitido de manera solvente a la sociedad pozoalbense desde la instauración de la democracia”, así como apoyarse en la juventud y en la mujer.

Diferencias internas

No quiso entrar mucho el nuevo secretario general en las discrepancias que se han conocido en los últimos días con el comunicado emitido por la plataforma “Por un PSOE de todos, con todos y para todos” donde se hablaba de falta de transparencia en el proceso para elegir el órgano de partido e incluso de amenazas. A este respecto, Ranchal valoró que “los militantes que hemos conformado esta candidatura lo hemos hecho haciéndonos valer de los derechos que como militantes tenemos y que se recogen en los estatutos y no ha habido ninguna opción discrepante y es aquí en la asamblea donde hay que hablar”.