El Palacio Municipal de Deportes de Vista Alegre en Córdoba y capital y el Juan Sepúlveda de Pozoblanco acogerán el próximo 29 y 30 de enero, respectivamente, el doble compromiso que disputará la selección española de fútbol sala ante Hungría. Ambos partidos fueron presentados en el día de ayer en el salón del plenos del Ayuntamiento de Córdoba por las autoridades competentes en un acto que contó con la presencia del seleccionador nacional, Fede Vidal, y la de cinco jugadores cordobeses internacionales, Carlos Barrón, Rafa López, Solano, Lolo Urbano y Rafa García ‘Bebe’.

El seleccionador nacional Fede Vidal expresó que “para nosotros como selección es un lujo venir a Andalucía, a Córdoba y a Pozoblanco ya que se vive el fútbol sala de forma intensa y donde la afición sabe cómo disfrutar de nuestro deporte y seguro que van a llenar los pabellones y nos van a acompañar con mucho entusiasmo. Esta es una concentración muy importante que vamos a intentar aprovechar al máximo y los dos partidos ante un rival complicado como Hungría. Esperemos que a nivel deportivo salga todo bien y podamos ofrecer una gran imagen para el fútbol sala nacional y el fútbol sala cordobés”.  Lo que sí matizó Fede Vidal es que “la lista la daremos el día 21 de enero y no sabemos aún el número de jugadores que llamaremos. La haremos sin presión por convocar a algún jugador cordobés. No es presión, es un lujo el poder contar con tantos jugadores de Córdoba, pero nunca miramos el DNI sólo miramos el rendimiento y que sea de nacionalidad española”.

No podían faltar las palabras de José Venancio López, director deportivo de la Real Federación Española, que matizó que “después de muchos años la selección no sólo no venía a Córdoba, sino que no venía a Andalucía. Estaba esperando la posibilidad y hay que darle las gracias a Pablo Lozano que ha hecho posible que tengamos este evento el próximo mes de enero. Córdoba y la provincia de Córdoba ha tenido este privilegio gracias al trabajo de Pablo y también va a traer la sub’19 masculina y está trabajando para poder traer la femenina. Por esto y otras muchas cosas que está llevando a cabo hay que felicitarle por su apuesta para que el fútbol sala esté mucho más presente en Andalucía que lo estaba antes”.

Todas las miradas estaban puestas en el vicepresidente de la comisión nacional de fútbol sala de la Real Federación Española, Pablo Lozano, al que expusieron como el “gran valedor” para que esta cita llegara a la provincia. Lozano afirmó que “el protagonista es el fútbol sala. Celebramos el aniversario de dos pabellones referentes, pero también porque es el momento del fútbol sala cordobés, el trabajo que se viene realizando es importantísimo y el culpable de tener tantos jugadores cordobeses en la elite, los que hoy hay en el salón de plenos, los que están repartidos por la geografía nacional e internacional, y los que han apostado por jugar aquí en el equipo de su tierra. Tenemos un equipo en Segunda División metido en play off de ascenso. Y también el fútbol sala femenino, que lo tenemos arriba en la clasificación. Y la provincia está viva. Había que apostar. Así se lo hice llegar a Venancio. Nosotros que nos dedicamos a sembrar fútbol sala por España, creo que es el momento de que pongamos nuestra semilla en Córdoba y que llevemos lo máximo, la mejor selección del mundo que es la selección de España. Era fácil apostar por Córdoba, pero gracias a Venancio también estaremos en Pozoblanco, donde también se vive el fútbol sala y donde hay más de 300 licencias de fútbol sala”. Por último, confirmó que “tendremos pista azul en las dos pistas, tendremos tele y lo más bonito del mundo que es que los niños y las niñas y los amantes del fútbol sala en Córdoba y en Andalucía, disfrutarán de una fiesta del fútbol sala”.

La venta de entradas estará disponible a partir del 4 de enero en la plataforma de la red tickets.rfef.es