Un paseo por la parte alta del bulevar de la Avenida Villanueva de Córdoba, un vistazo a las inmediaciones de la Cruz de la Unidad, basta para atisbar el final de las obras de esta zona de Pozoblanco. En febrero de 2018 daban comienzo los trabajos de remodelación de la última fase de un proyecto del arquitecto local Juan Diego Cabrera y un año después esas obras llegan a su final completando un proyecto cuyas primeras obras comenzaron en el año 2011.

El concejal de Urbanismo, Manuel Cabrera, confirmó a este periódico que las obras se encuentran finalizadas a la espera de la instalación de las zonas verdes que ya es un tema exclusivamente del Ayuntamiento de la localidad. “Ahora hay que hablar con mis compañeros para ver cuándo procedemos a la inauguración, pero me atrevería a decir que va a ser pronto”, expuso el edil. Precisamente la eliminación de árboles y la poca presencia de zonas verdes ha sido uno de los aspectos más criticados de este proyecto.

Con esta actuación se completa el aparcamiento subterráneo iniciado en la anterior fase pasando de las 30 plazas existentes hasta el momento a las 107 que finalmente tendrá este aparcamiento. Un parking de carácter público, que según se informó en su día, contará con aseos, zona de acceso peatonal desde la avenida, además de una puerta de entrada y otra de salida de vehículos, algo que no ocurría hasta la fecha al no estar completa la obra.

Respecto a la zona al aire libre ya se puede observar el parque infantil instalado en la misma y la Cruz de la Unidad mantiene su aspecto. Del mismo modo, el proyecto contempla la construcción de un salón polivalente de unos 217 metros cuadrados. Todos esos elementos vienen a poner el punto y final que da unidad a una de las principales zonas de la localidad y se completa un proyecto

Historia

La remodelación de la Avenida Villanueva de Córdoba se sometió a un concurso público, con un jurado mixto compuesto por políticos y arquitectos, y del que salió ganadora la propuesta planteada por Juan Diego Cabrera. Un concurso que tuvo lugar en el año 2008 y que se vio frenado, entre otras cosas, por los avatares políticos con la crisis del PSOE pozoalbense y con informes que ponían en cuestión la legalidad del proyecto. En 2009 y ya con el PP gobernando con el PA, la oposición -PSOE, IU y Benito García como concejal no adscrito- propició una moción para reactivar un proyecto ante la que el equipo de gobierno pidió tiempo para arrojar luz sobre la construcción del aparcamiento bajo una zona verde.

Los dimes y diretes quedaron aparcados y en enero de 2011 daban comienzo las obras de remodelación de la Avenida Villanueva de Córdoba que arrancaban por su segunda fase, ya que el proyecto se estructuró en diferentes fases para poder ejecutarlo. Esa segunda fase afectó al espacio comprendido entre la esquina de la famosa alineación y la intersección el Paseo de la Herradura. Dos meses después daban comienzo las obras de la primera fase para completarse el primer tramo.

No sería hasta el año 2014 cuando se iniciaron las obras más controvertidas, las que afectaban a la construcción de aparcamientos y cuatro años después se acometía el tramo final. En medio de todo ello, cambios políticos, opiniones a favor y en contra del proyecto pero todo con un resultado final, el bulevar de la Avenida Villanueva de Córdoba ya es una realidad.